/Vendiendo inmuebles hoy

Vendiendo inmuebles hoy

El sueño de la casa propia o del departamento propio es siempre uno de los tópicos más cruciales de la vida a la hora de pensar en inversión para el futuro. Las empresas inmobiliarias y afines se encuentra actualmente ante un mundo que les exige bastante en cuanto a calidad en inmuebles, por lo que hay nuevas tendencias y métodos que se han consolidado.

La empresa Fortaleza se encuentra trabajando desde hace 27 años en nuestro país, encargándose de la administración de un sistema de ahorro para la capitalización posterior en un inmueble para sus clientes. El CEO de la empresa, el señor Francisco Gómez, nos cuenta más acerca del trabajo de la organización y que innovaciones se han dado en el sector.

¿Cuáles han sido algunas innovaciones que se han dado en el campo inmobiliario en los últimos años?

Las innovaciones que hemos visto en este campo principalmente se dan por las distintas alternativas que van buscando los desarrolladores para hacer llegar sus productos al consumidor final. Hubo un auge de desarrollo inmobiliario pero que principalmente se centro en el inversor o en el comprador potencial de varias unidades con miras de una renta futura a través de alquileres.

No obstante, ha habido en los últimos años una dificultad bastante marcada en cortar la brecha existente entre el consumidor final y el que realiza la construcción del departamento o las viviendas.  Si bien hay algunas señales de este nuevo gobierno para acortar dicho distanciamiento, nosotros creemos que el camino todavía sigue siendo sinuoso.

¿A qué se deberían esas brechas?

Principalmente a situaciones de contexto que podrían estar relacionadas al suelo y la especulación que hay sobre este en cuanto a los valores tierra. Además de esto también existen costos de construcción elevados, índices de riesgos bastante conservadores por parte de los bancos, a pesar de que estamos hablando de una vivienda, etc.

Esto último por ejemplo se traduce en tasas de interés altas que causan que las cuotas de los inmuebles también sean altas y por lo tanto inaccesibles para el consumidor final.

¿Qué es lo que busca el consumidor final de los servicios inmobiliarios actualmente?

Primeramente hay que señalar que el inversor está buscando una rentabilidad mayor a la que ofrece el mercado financiero, mientras que el que busca vivienda lo que quiere es reemplazar un monto de alquiler por una cuota de casa propia.

¿A qué se debe la fuerte inversión en zonas como la del barrio Gral. Díaz de Asunción?

Nosotros estamos invirtiendo en ese barrio ya desde el año 1992, hoy también contamos con proyectos muy importantes en otras zonas como Ciudad Nueva, en los cuales tenemos ya 4 edificios en marcha. Nosotros vamos acompañando las tendencias de lo que el consumidor va buscando.

Más allá de eso, la zona de Gral. Díaz sigue siendo un barrio espectacular debido a que reúne las características que nosotros buscamos para invertir tales como espacios públicos, colegios, supermercados y servicios de salud.

¿Cuáles son las principales características de los servicios de Fortaleza?

Ofrecemos principalmente un sistema de ahorro a largo o mediano plazo que brinda a los consumidores una rentabilidad por encima de cualquier otra inversión en el mercado, además de las plusvalía que se va generando a través del valor de las propiedades. Nuestro sistema consiste en aportes mínimos en guaraníes, hoy la cuota es de Gs. 1.185.000, que el cliente pagará durante 20 años y tendrá el departamento cuando lo desee a través de mecanismos de adjudicación preestablecidos por el sistema y dependiendo de sus posibilidades económicas.

Funciona de la siguiente manera, el que más tiempo espera es el que va a terminar obteniendo la mayor rentabilidad o el inmueble a un menor valor, mientras que el que espera menos es el que acaba por subsidiar al otro pagando un valor mayor pero lejos siempre de lo que representa un crédito hipotecario.

¿Cómo ha sido esta década que está terminando para Fortaleza?

Fortaleza ha crecido sostenidamente desde su segunda etapa de vida en el 2007 y creemos que el mercado ha aceptado de manera satisfactoria nuestros productos, tal como ha sucedido en otros donde el desarrollo inmobiliario va tomando protagonismo ya que las ciudades necesitan densificarse.

Asunción es actualmente la segunda ciudad más poblada del país solo por detrás de San Lorenzo, eso no tiene nada que ver con que una localidad sean más linda que la otra, el tema es que la ciudad está expulsando a los jóvenes. Nos faltan más incentivos estatales, municipales y gubernamentales.

Un ejemplo es que se debería crear un impuesto diferenciado para quienes hacen una especulación con la tierra, no se puede tener un baldío en la capital de un país y pagar lo mismo que una persona que si construyó en su terreno. Eso no se hace porque la comuna dice que construirán una caseta en el terreno para decir que algo está edificado, pero hay que buscarle la vuelta.

Necesitamos una ley de suelo en Paraguay, en otros países ya existe esto y a través de esa normativa se castiga la especulación y se premia la densificación. Hay además incentivos muy importantes para los que tienen tierras y construyen para arriba, ya que eso permite que el mismo Estado sea más eficiente y además le hace ganar dinero.

¿Existen áreas tanto dentro como fuera de Asunción donde estén deseando invertir?

Nuestro sistema a invertir siempre en Asunción, hay algunos proyectos que están próximos a ser comunicados que nos harán dar un salto de calidad tanto para nosotros como para nuestros consumidores.